Antes de que te contemos qué es, tenemos que contarte por qué nos ha costado escribir estas líneas.

Nos ha costado, por una parte, sintetizar algo tan complejo y heterogéneo y nos ha costado, por otra parte, porque no estamos de acuerdo con el modelo médico aplicado a la psicología (“trastorno de anorexia nerviosa”, “trastorno de depresión mayor” …) según el cuál los problemas psicológicos son clasificados como si de enfermedades se tratase, sin atender a aspectos funcionales y del contexto. Nos gustaría no tener que clasificar los problemas de la conducta alimentaria, otra psicología clínica es posible, pero, mientras tanto, lo hacemos porque quizá a las lectoras y lectores les facilite entender mejor qué les ocurre o puedan comenzar a verse identificadas con algunos procesos.

La anorexia es problema de alimentación cuya característica esencial es una importante restricción de la ingesta de alimentos. Esta restricción puede ser muy diversa, no hay que pensar únicamente en una restricción total o en ayunos desmesurados, puede ser restricción de cantidades, de tipo de alimentos y, en muchas ocasiones, una mezcla de todo ello. Por supuesto, puede haber conductas compensatorias para intentar perder peso. Frecuentemente, como consecuencia de la restricción calórica o de las conductas compensatorias (como puede ser el ejercicio físico o los vómitos), el estado de salud de la persona se ve claramente comprometido.

La obsesión por la delgadez y el intenso miedo a engordar es otra de las características esenciales de este tipo de problemas. La comida, aunque no se ingiera con elevada frecuencia ocupa una buena parte del tiempo y recursos de la persona, conocimientos y control de lo que engorda, de lo que no, planificación de lo que se va a comer, de cómo va a afectar…En todas estas predicciones y pensamientos también hay mucha desinformación y mitos sobre alimentación y sobre cómo funciona el proceso corporal de ganancia de peso y grasa corporal. Por su parte, los problemas de imagen corporal y de autoestima suelen ser una pieza clave en el desarrollo y mantenimiento de la anorexia. Muchas personas sienten absoluto rechazo hacia su imagen, hay quienes se miran, miden y pesan con frecuencia y hay quiénes no toleran mirarse siquiera…Todo este proceso de aversión hacia la propia imagen se ha ido construyendo a lo largo de la historia de aprendizaje de cada individuo por diferentes razones.

A su vez, es muy común que, fruto de todas estas dificultades exista un estado de ánimo lábil y con muchas fluctuaciones e irritabilidad. También puede ser habitual que decrezca la vida social y el deseo sexual, contribuyendo todo ello a que se dedique aún más atención al problema de alimentación. Muchas personas con problemas de anorexia relatan sentirse atrapadas, envueltas  en una vida construida en función de lo que el problema de anorexia permite o no permite hacer.

La gravedad del problema puede ser muy variable en función de la interacción de diversos factores: la evolución y duración del problema, la frecuencia y tipo de conductas compensatorias, la historia de dietas y pérdidas de peso, la presencia de otros problemas psicológicos y su gravedad, el repertorio y habilidades de la propia persona, etc.

Existen tratamientos psicológicos eficaces, aunque si la gravedad del problema es muy elevada ni siquiera suele ser recomendable el tratamiento ambulatorio en un primer momento. En algunos casos se requiere una intervención en entornos más controlados (hospitales, centros de día…). En cualquier caso, el profesional al que consultes te puede orientar al respecto, lo primero es dar el gran paso de pedir ayuda y estar dispuesta a hacer un cambio, el resto de los pasos irán llegando al lado de alguien que te oriente, enseñe y ayude a salir adelante.

Pide cita sin compromiso

Aquí encontrarás más información

11/03/2019

¿Cómo puedo controlar lo que como?

07/01/2019

Los 4 obstáculos a tu autocontrol con la comida

03/12/2018

¿Por qué comemos sin hambre? No, no todo es «comer emocional”

20/11/2018

Alimentación y autocontrol, dos buenos amigos

08/08/2018

¿Que ganarías si empezaras a aceptar tu imagen corporal?

¿NECESITAS AYUDA AHORA?

Llámanos al 644 808 147 o escríbenos a info@itecpsicologia.com

Si lo prefieres, déjanos tus datos y nos pondremos en contacto contigo.